miércoles, 26 de octubre de 2016

Milhojas de berenjena gratinadas rellenas de jamón y queso

Algunos sabréis, y si no os los lo cuento ahora, que estoy viviendo unos meses en Asturias por trabajo: Mi cocina aquí es bastante limitada, por los utensilios que tengo más que nada, que son pocos, y el tiempo aún más, así que todo lo que sea sencillo de preparar me viene genial. Eso, y que tenía "mono" de berenjenas, (ya sabéis lo que me gustan), me decidieron por este plato que hace tiempo que tenía pendiente de hacer: milhojas de berenjenas con jamón, queso y salsa de tomate, y gratinadas al horno. Simplemente espectaculares. Para empezar a comer y no parar, jeje. No os las perdaís.
Para 2 milhojas de buen tamaño:



       INGREDIENTES 
  • 1 berenjena grande
  • Salsa de tomate de bote o mejor casera
  • Lonchas de jamón de York o de pollo o pavo 
  • Queso rallado para fundir (tipo mozzarella o el que os guste)
  • Sal
  • Pimienta negra molida
  • Comino en polvo
  • Aceite de oliva
     
     

        PREPARACIÓN 

- Cortamos las berenjenas en rodajas, ponemos un poco de aceite en una sarten (o pintamos las berenjenas con aceite) y las hacemos a la plancha). También podemos freírlas o rebozarlas, pero a mi me gustan a la plancha y además hace que el plato sea mucho más ligero. 





- Las vamos colocando sobre un plato y añadimos sal, pimienta y comino al gusto.




- A continuación montamos las milhojas. Para ello colocamos una primera rodaja de berenjena. Seguidamente ponemos un poco de salsa de tomate, para continuar con una locha de jamón o pavo y terminar con un poco de queso rallado. Volvemos a colocar una rodaja de berenjena y seguimos montando hasta obtener un tamaño adecuado de milhoja o hasta que se acaben las rodajas.


- Terminamos con una rodaja de berenjena sobre la que verteremos un buen chorro de salsa de tomate y coronaremos con más queso rallado. Metemos al horno ya caliente unos minutos hasta que se funda el queso y ponemos el grill para que se termine de dorar. Sacamos, esperamos a que enfríe un poco para no quemarnos y servimos. 


- Como veis es un plato muy fácil y muy rápido de hacer. Y queda realmente rico. Espectacular. Un entrante ideal con el que acertaréis seguro.




Qué las disfrutéis! :)

Si quieres, también me encuentras en Facebook :-)
https://www.facebook.com/Minscocina


viernes, 21 de octubre de 2016

Lentejas, las de siempre


Con su patata, su cebolla, su zanahoria, su calabacín, y por supuesto su chorizo y su hueso de jamón. Así son las lentejas estofadas de siempre, de toda la vida. Yo además añado unos dientes de ajo. Un plato sencillo, casero, contundente y nutritivo. Perfecto ahora que llega el frío y apetecen platos de cuchara. Pues de esos, yo diría que las lentejas son mis favoritas. Y taaan fáciles de hacer. Mucha gente las tiene miedo, y luego ven lo fácil que son y alucinan. Pues eso, uno de los platos de legumbres (esas maravillas de la naturaleza) por excelencia. Perfectas para el frío que ya ha venido para quedarse. Y si queréis más ideas de cómo prepararlas, pinchando aquí os recuerdo otra manera deliciosa de prepararlas. No os las perdáis!



       INGREDIENTES 
  • Lentejas (cantidad según número de comensales. Yo no se medirlas. Siempre hago de más... esta vez sin ir más lejos, hice para todo un regimiento, jeje!)
  • Chorizo para freír o guisar (de los del cocido)
  • Hueso de jamón
  • Cebolla
  • Patata
  • Zanahoria
  • Calabacín
  • Dientes de ajo
  • Tomate frito 
  • Sal
  • Agua
     
     

        PREPARACIÓN 


- Las lentejas son muy fáciles de hacer. Facilísimas! Lo único a tener en cuenta es dejar la legumbre en remojo la noche anterior. Cubierta de agua.





- A partir de aquí todo es muy fácil, jeje. Ponemos las lentejas en una cazuela.







- Añadimos las verduras peladas y cortadas en trozos más bien gruesos.







- Añadimos el chorizo y los huesos de jamón.







- Ponemos un poco de salsa de tomate. Yo la pongo a ojo, para dar algo de sabor y color. Salamos al gusto (cuidado no os paséis, que el chorizo y el jamón ya aportan mucho sabor).





- Cubrimos de agua, tapamos y ponemos al fuego a hervir. Cuando hierva bajamos a fuego medio, que hierva moderado y dejamos hacer. Si vemos que es necesario destapamos un poco. 





- De vez en cuando removeremos y si vemos que queda muy líquido levantaremos la tapa del todo e incluso aumentaremos el fuego. Si por el contrario el agua se consume rápido, añadiremos más. Este es un plato de hacer mucho "a ojo". Hay que mirar y probar, y depende también del gusto de cada: si os gustan las lentejas más hechas o algo más duritas, si os gustan muy caldosas o más bien espesas... yo me decanto por un término medio :) En cualquier caso, quedan deliciosas y se congelan estupendamente! De esta vez tengo cuatro tuppers congelados. Para que no falten nunca! :)



Qué las disfrutéis! :)

Si quieres, también me encuentras en Facebook :-)
https://www.facebook.com/Minscocina


miércoles, 19 de octubre de 2016

Ensalada marroquí de guarnición - versión 1


Este verano estuve en Marruecos. Un sueño cumplido por fín. Entre otras muchas cosas tuve la oportunidad de adentrarme un poco más y muy de cerca en su cocina, que me encanta, y me volví a casa con muchas recetas en el tintero, para ir probando y publicando. Empiezo con una muy sencilla y no por eso menos deliciosa. Una fácil ensalada que en Marruecos utilizan para acompañar a numerosos platos, principalmente de tajín. Digo versión 1 porque probé dos, las dos a base de tomate y parecidas, y las dos llamadas ensalada marroquí indistintamente. Toman una u otra con los mismo platos, según les apetezca o tengan unos ingredientes u otros. Hoy os traigo esta versión, la más sencilla y una verdadera delicia.



       INGREDIENTES 
  • 2 tomates
  • 1 cebolla
  • Un buen manojo de perejil fresco
  • Sal
  • Pimienta negra molida
  • Aceite de oliva
     
     

        PREPARACIÓN 



- Empezamos cortando en trocitos pequeños los tomates.







- A continuación picamos la cebolla.


- Seleccionamos un buen manojo de perejil fresco y lo picamos también.



- Aliñamos con un chorro de aceite y un poco de sal y pimienta negra molida al gusto y removemos bien. 


- Y lista! Una ensalada muy aromática y refrescante que es ideal para aligerar algunos platos contundentes como son los guisos en tajín y los cuscus. También para acompañar a nuestros platos tradicionales españoles por supuesto, y para cenas ligeras y rápidas. Me encanta!!!



Qué la disfrutéis! :)

Si quieres, también me encuentras en Facebook :-)
https://www.facebook.com/Minscocina